APPLE VS. FBI

El FBI no consiguió nada del iPhone hackeado

Estados Unidos - 2016/04/15 - El iPhone que pertenecía a Syed Farook, uno de los criminales involucrados en los actos de terrorismo que se suscitaron en diciembre de 2015 en San Bernardino, California, no ha revelado información significativa, señala un reporte de la cadena CBS.

El reporte cita a una fuente anónima que explicó que, hasta el momento, el FBI no ha encontrado información que permita establecer conexiones con otros terroristas o incluso con el autodenominado Estado Islámico (ISIS según sus siglas en inglés). El FBI desató una controversia después de solicitar a Apple crear una herramienta de software que les permitiera hackear el teléfono; Apple se negó a crear una puerta trasera al iPhone, respuesta que derivó en un debate sobre si las entidades de gobierno pueden pedir a empresas privadas revelar datos personas de sus clientes. Tras la negativa de Apple, el FBI explicó que había logrado desbloquear el iPhone de San Bernardino utilizando un método proporcionado por una compañía privada. Días después un diario isrealí publicó que la compañía Cellebrite fue quien proporcionó al FBI la "puerta trasera" para acceder al iPhone de Farook, versión que más adelante fue desmentida por The Washington Post, quien indica que el FBI pagó a hackers profesionales no para encontrar el código de seguridad del iPhone 5c de Farook, sino para descifrar la información encriptada del iPhone. Antes de que el FBI lograra descifrar el iPhone de Farook, el esposo de una de las sobrevivientes de los incidentes declaró que era muy poco probale que el Phone del terrorista contara con información importante acerca de los sucesos debido a que era un teléfono proporcionado por el condado con fines laborales. “¿Por qué alguien guardaría contactos vitales relacionados con un ataque en un teléfono al que saben que el condado tiene acceso?”, cuestionó esta persona en una carta dirigida a la corte. Por su parte, el director del FBI James Comey explicó la semana pasada que no revelerían detalles sobre la investigación en torno al iPhone de Farook, especificamente sobre los por menores que permitieron descifrar el teléfono. "Si se lo revelamos a Apple ellos trabajarán en una solución y volveremos al punto de inicio", señaló.

El reporte cita a una fuente anónima que explicó que, hasta el momento, el FBI no ha encontrado información que permita establecer conexiones con otros terroristas o incluso con el autodenominado Estado Islámico (ISIS según sus siglas en inglés).

El FBI desató una controversia después de solicitar a Apple crear una herramienta de software que les permitiera hackear el teléfono; Apple se negó a crear una puerta trasera al iPhone, respuesta que derivó en un debate sobre si las entidades de gobierno pueden pedir a empresas privadas revelar datos personas de sus clientes.

Tras la negativa de Apple, el FBI explicó que había logrado desbloquear el iPhone de San Bernardino utilizando un método proporcionado por una compañía privada. Días después un diario isrealí publicó que la compañía Cellebrite fue quien proporcionó al FBI la “puerta trasera” para acceder al iPhone de Farook, versión que más adelante fue desmentida por The Washington Post, quien indica que el FBI pagó a hackers profesionales no para encontrar el código de seguridad del iPhone 5c de Farook, sino para descifrar la información encriptada.

Antes de que el FBI lograra descifrar el iPhone de Farook, el esposo de una de las sobrevivientes de los incidentes declaró que era muy poco probale que el cdelular del terrorista contara con información importante acerca de los sucesos debido a que era un teléfono proporcionado por el condado con fines laborales.

“¿Por qué alguien guardaría contactos vitales relacionados con un ataque en un teléfono al que saben que el condado tiene acceso?”, cuestionó esta persona en una carta dirigida a la corte.

Por su parte, el director del FBI James Comey explicó la semana pasada que no revelerían detalles sobre la investigación en torno al iPhone de Farook, especificamente sobre los por menores que permitieron descifrar el teléfono. “Si se lo revelamos a Apple ellos trabajarán en una solución y volveremos al punto de inicio”, señaló.

Deja tu comentario!

Mobile Sliding Menu